salud |

"En el H. Santa Teresita nos faltó atención": usuaria que perdió a su bebé


Elizabeth R. Rojas

LA PATRIA | Manizales

Lo que le ocurrió a Gloria Alejandra González el pasado domingo en Pácora marcó un antes y un después en su historia de vida. Se encontraba en el sexto mes de gestación y tuvo un parto atípico y prematuro en el baño de una cafetería. Además, a las pocas horas su hija Luciana murió.

La adolescente, de 17 años y madre primeriza, tuvo un embarazo relativamente normal hasta el pasado viernes que comenzó con unos dolores abdominales y pélvicos. Ese día le comentó a su familia y a Camilo, el padre de la niña, lo que le sucedía. Apenas el domingo recurrió a los servicios del Hospital Santa Teresita para tratar de descifrar qué pasaba.

"Siendo la 1:30 p.m. bajé al Hospital y, cuando me atendieron, le dije al médico lo que sentía y desde cuándo tenía ese malestar. La respuesta de él fue decir que se me estaban 'anchando las carnes', porque -tal vez- la niña estaba muy grande. Allá nos faltó atención", contó Gloria, con la autorización de su progenitora.

La paciente indicó que el galeno evaluó la primera ecografía que en un control le habían hecho (alcanzó a pasar por cinco), le miró la fecha del próximo control y le midió la circunferencia de su abdomen. Luego, según ella, dijo que estaba bien y que no corría peligro.

"No miró si estaba dilatada ni hizo algún otro examen que pudiera salvar a mi niña. Ya en compañía de otra doctora, él me dijo que no podían hacer más nada. Me dieron de alta y recomendaron que tomara acetaminofén para el dolor, lo que hice tan pronto lo tuve", explicó.

Gloria relató que salió del hospital caminando y que, cuando llegó al parque (se desplazó al menos cuatro cuadras), sus dolores aumentaron. Recordó que ahí le dijo a su compañero que la llevara a un baño. Fue en la cafetería Todo Rico donde se lo prestaron.

"En el baño solo sentí presión y la necesidad de pujar. Cuando menos pensé le sentí la cabeza a Luciana y ahí nació. Ella lloró, pero la vi respirando bien. Unas personas me ayudaron y me llevaron en carro hasta el hospital, donde me recibió el mismo médico que ya me había dejado salir", apuntó.

Johan Stiven Restrepo, que se encontraba en el lugar, relató que fue un momento de mucha confusión y susto para Gloria, a quien vio muy débil y por lo que le prestó los primeros auxilios. Él contó que como no fue posible conseguir una ambulancia, la trasladaron en un vehículo privado.

 

Atención y deceso

En la institución, después de unos minutos, recibieron a Gloria y a Luciana. Las condujeron a la sala de partos donde se le cortó el cordón umbilical y se le realizaron otros procedimientos a las pacientes. La primeriza contó que a su niña, a pesar de ser tan pequeña, la vio moviéndose y que alcanzó a mirar cómo la intubaban.

"Una hora después se la llevaron para Manizales. En ningún momento me dijeron que podía ir. No me dieron la posibilidad de compartir con ella. Si al llegar por primera vez al Santa Teresita hubieran hecho algo más por mí, mi bebé estuviera viva. Si hubieran utilizado elementos más tecnológicos como una incubadora, tal vez no estuviera contando esta historia", añadió.

Gloria quedó hospitalizada y fue su mamá, Gloria Inés, quien se fue con Luciana en la ambulancia. Inés le contó a LA PATRIA lo que sucedió camino a la capital de Caldas, donde el vehículo medicalizado debió parar en varias ocasiones mientras le atendían los paros respiratorios a la bebé.

"Nos enviaron con el mismo médico. Llegando al corregimiento Las Coles y en San Lorenzo nos detuvimos. El conductor le preguntó al médico si la bebé iba a aguantar. Llegando a Salamina paró de nuevo y fue cuando pidió que nos llevaran al hospital de ese pueblo", argumentó Inés.

Cuando llegaron al H. Felipe Suárez ingresaron por Urgencias, sitio donde, contó Inés, preguntaron por qué no se encontraba la madre junto a la bebé, lo que reprochó una médica de la institución. No pasó mucho tiempo para que le dijeran que por la niña ya no había nada qué hacer.

La familia realizó los trámites correspondientes y les entregaron la bebé en la noche del domingo. Solo hasta el lunes en la mañana, apoyados por un grupo de psicólogas, le dieron la noticia a Gloria Alejandra, quien fue dada de alta después de mediodía para ir al entierro de su niña.

 

Responden

Carolina Giraldo, gerente del Santa Teresita, manifestó que están recopilando la información necesaria para realizar el análisis completo del caso y que no le era posible dar datos específicos, pues todo se encontraba en reserva: "No se dará ningún concepto, sin llevar el caso a una Unidad de Análisis Municipal".

Iván Fernando Abasolo Guerrero, gerente del Felipe Suárez, dijo que la paciente se remitió -según la historia clínica- por lo delicado de su pronóstico, lo que obligaba una unidad especializada de neonatología en un cuarto nivel de atención.

"Por la inmadurez pulmonar y prematurez extrema se descompensó, por lo que realizaron el ingreso a nuestro hospital para compensarla. Llegó sin signos vitales, se realizaron maniobras de resucitación desde la ambulancia a la sala reanimación, todo sin resultados positivos", advirtió Abasolo.

Carmenza Osorio, epidemióloga de la Dirección Territorial de Salud de Caldas, dijo que este es un caso de muerte perinatal (Ver recuadro En Cifras), lo que considera un evento de interés en salud pública. Mencionó que este se analiza 45 días después del nacimiento.

"Se mira si se presentaron problemas biológicos en la mamá o en la prestación del servicio. Eso se envía al Instituto Nacional de Salud (INS). Esa es una información confidencial, que no se da a conocer a los medios de comunicación", reseñó Osorio.

 

Acciones legales

Javier González, hermano de Gloria Alejandra, adelantaba en la tarde de ayer en la Personería de Pácora una denuncia del caso, la que harán llegar a la Superintendencia Nacional de Salud y al Tribunal de Ética Médica de Caldas. Las acciones legales -dijo- estarán dirigidas contra el médico y el Hospital Santa Teresita.

 

En cifras

 

La Dirección Territorial de Salud de Caldas, a través del Observatorio Social de Salud, dio cuenta de la mortalidad perinatal* del 2013 al 2017. Aún no se registran los del 2018:

Año Casos

2013 162

2014 124

2015 143

2016 99

2017 125

* En el recuento hacen referencia a las muertes ocurridas entre la semana 22 de gestación y el día 7 luego del nacimiento.

x
Para nosotros es muy importante conocerte mejor, recibe promociones y ofertas especiales sólo para tí!

Login con Google

Powered by