nacional |

Gobierno y Eln, optimistas frente a un acuerdo final


COLPRENSA | LA PATRIA | BOGOTÁ

Tanto el Gobierno Nacional como el Ejército de Liberación Nacional (Eln) se han mostrado optimistas frente al proceso de paz que adelantan en La Habana (Cuba), luego de que Ecuador tomara la decisión de retirarse como país garante.

Así lo hicieron ver en la reinstalación del quinto ciclo de negociación en Cuba, como nueva sede del proceso, cuando leyeron el comunicado conjunto. Gustavo Bell y Pablo Beltrán, jefes de los equipos negociadores, manifestaron que sus prioridades en esta etapa es poder lograr un cese el fuego bilateral, la agenda de participación ciudadana y el tiempo.

“Llegó la hora de ir concretando (…) en esta ocasión acordar un cese el fuego estable, más robusto, que permita no solamente llegar a las elecciones que se van a realizar próximamente en Colombia, en absoluta paz, sino que eso implique que en Colombia vivamos en una sociedad donde no haya más secuestro, más extorsiones, más reclutamiento de niños ni más ataques a la infraestructura”, dijo Bell.

El Eln el pasado fin de semana le comunicó a la opinión pública que iniciará un cese el fuego unilateral para que los colombianos puedan acudir a las urnas el próximo 27 de mayo y elegir al próximo presidente de la República. Acción que analistas califican como positiva para avanzar en los objetivos de la agenda.

Sin embargo, el presidente, Juan Manuel Santos, fue un poco más allá y en su gira por Europa afirmó que tiene fe en que se avance lo suficiente en la negociación, como para lograr firmar un acuerdo antes de finalizar su mandato.

"Me gustaría avanzar lo más rápido posible. Nosotros estamos listos. Si realmente el Eln quiere avanzar rápido, pues vamos a avanzar rápido. Inclusive no descartaría, si hay voluntad por parte de ellos, que logremos un acuerdo completo. Son tres meses, si nos lo proponemos, se puede lograr", dijo el presidente.

Y esta parece ser la apuesta del Gobierno para los últimos días que le queda. Ayer el ministro del Interior, Guillermo Rivera, ratificó lo dicho por Santos. “El Gobierno aspira a que las mesa de negociaciones que se desarrolla en La Habana muy pronto permita otros resultados concretos en favor de los colombianos”, agregó.

Rivera también afirmó que lo ideal hubiese sido un anuncio de un cese unilateral del fuego indefinido de esta guerrilla, pero que hubiese sido más satisfactorio un cese unilateral indefinido.

Pero no todos los sectores han recibido de buen agrado la disposición que han manifestado las partes para avanzar en el proceso, como Marta Lucía Ramírez, fórmula vicepresidencial del candidato del Centro Democrático, Iván Duque, quien calificó las conversaciones con el Eln como estériles y manifestó su preocupación en relación a este proceso de paz.

“Han pasado ya dos años, desde que en 2016 se estableció la mesa de negociaciones con el Eln en Quito, sin embargo, los avances son pocos y las muestras de intención de paz de esa guerrilla son mínimas y no van más allá de su discurso”, indicó Ramírez.

Los candidatos Humberto de la Calle, Germán Vargas Lleras y Sergio Fajardo coincidieron en que la medida tomada por el Eln ayuda a que el país pueda tener una jornada democrática más tranquila. Ante la posibilidad de que se pueda hacer realidad la firma del acuerdo antes de finalizar el Gobierno Santos, Vicente Torrijos, experto en paz, afirmó que esto es posible porque hay voluntad de ambas partes en lograrlo.

“Santos también dijo que van a dejar este proceso con el Eln irreversible y que van a dejar todo tan adelantado que el próximo gobierno no pueda hacer nada para reversarlo. Eso en la práctica significa que es cuestión de días, incluso de horas, que anuncien el cese definitivo y bilateral, porque ese es el objetivo de los dos, porque una negociación en la que no hay discrepancias de fondo, todos es cuestión de tiempo”, añadió Torrijos.

Según el experto, el Eln tiene los mismos objetivos que el Gobierno y por eso es fácil hacer un acuerdo, como lo dijo el presidente. "Al Gobierno le conviene mostrar la firma de otro acuerdo de paz, similar al de las Farc, o al menos las bases de este. Y al Eln le conviene dejar lo más sólido posible el acuerdo para que el próximo gobierno siga por esa línea".

Marta Lucía Zapata, analista de procesos de paz, manifestó que pese a que los acuerdos pueden avanzar rápidamente es poco probable que se logre la firma del acuerdo final.

“Creo que van a haber pasos hacia la firma, pero no creo que se alcance a la firma del acuerdo total. Habrá cese de hostilidades, pero creo que eso va a tomar más tiempo, porque debe haber confianza entre las partes y hasta ahora hay niveles de desconfianza. Eso tiene que construirse poco a poco, para que ambas partes demuestren que hay deseos de continuar dialogando”, indicó Zapata.

 

El alto al fuego temporal anunciado por el Eln para facilitar el proceso electoral no sustituye al que se negocia en La Habana con el Gobierno, dijo el jefe negociador de la guerrilla, Pablo Beltrán, quien apeló a la cláusula de honor para que la otra parte respete la tregua.


Powered by