entretenimiento |

Un oso hace parte de una familia rusa


Yury y Svetlana Panteleenko son los dueños de ‘Stepan’, un oso pardo de dos metros de altura y cerca de 135 kilos de peso. Lo tienen en su casa desde que era un bebé, pues al parecer, el animal se perdió de su madre y presentaba desnutrición. La pareja lo rescató dispuesta a entregarle una mejor vida mientras se sanaba, pero terminaron encariñándose con él y lo convirtieron en un miembro más de la familia.

Ahora está muy bien entrenado, tanto que se sienta a la mesa a comer en familia y hasta se sienta en la sala a ver televisión. “El ama a la gente y es un oso muy alegre a pesar de lo que puedan pensar. Nunca nos ha mordido y le encantan los abrazos”, comentó Svetlana al diario inglés Metro, donde la pareja contó su vida junto a ‘Stepan.’

Amigable. Contrario a lo que pudieran imaginar, los vecinos de la familia son felices teniendo de cerca a un oso. "Nadie está en contra, al revés, todos lo quieren mucho. Vienen con visitas", contó Yury.

’Stepan’ muestra sus habilidades jugando con una pelota y con aros, los cuales se coloca a modo de collar a través de su cabeza. A los niños les encanta eso y por eso se hacen fácilmente amigos del animal.

 

El animal se sienta con las manos a la mesa. Le gusta tomar té pero ama los pasteles. Su dieta consiste en 25 kilos diarios de comida.

Este oso es muy consentido y le encanta acurrucarse con sus dueños en cualquier lugar, así como ver la ‘tele’ con ellos y hasta ayudarlos a arreglar el jardín. Mejor dicho, es un ‘humano’ más.

x
Para nosotros es muy importante conocerte mejor, recibe promociones y ofertas especiales sólo para tí!

Login con Google

Powered by