educación |

U. de Caldas busca salvavidas financiero


LA PATRIA | Manizales

La mañana para presentar el balance de los 100 días del rector de la Universidad de Caldas, Alejandro Ceballos, arrancó con un minuto de silencio por los egresados asesinados en Antioquia. A las cifras presentadas por el funcionario, se sumaron reconocimientos, cuestionamientos y hasta una protesta estudiantil.

LA PATRIA entrevistó al rector, al final de la actividad, con base en inquietudes planteadas en el auditorio Carlos Náder.

-

¿Cuál es el déficit real de la U. de Caldas a hoy?

Enfrenta un déficit para terminar 2018 cercano a los $7 mil 100 millones. Era mayor al iniciar el año, pero a través de ejercicios coherentes y racionales en la ejecución presupuestal hemos logrado que bajé. El año lo empezamos con un déficit cercano a los $16 mil millones.

-

Preocupa mucho el impacto en Bienestar, ¿qué hará?

No solo Bienestar sino todas las dependencias, jefaturas, decanaturas. Bienestar resalta por ser más sensible en particular en los estudiantes. Quiero invitar a los congresistas caldenses para que miremos de qué manera podemos tocar puertas con el Gobierno Nacional y si es posible que haya un salvavidas financiero para la U. y podamos terminar el año sin mayor afugias.

-

¿Qué decirles a los estudiantes que protestaron, afuera del Carlos Náder, por las becas, monitorías y subsidio de alimentación?

Les doy la tranquilidad de que las ayudas que se ofrecen para alimentación, es decir los subsidios, se van a mantener. Sí tenemos que buscar apretarnos un poco en las becas de compensación y estamos en conversaciones con los decanos para ver de qué manera entre la administración y las seis facultades podemos mantener las monitorías funcionando.

-

¿Cómo aclarar que lo que usted llama chicharrones actuales no vienen de la administración pasada?

Cuando me refiero a esa palabra, muy coloquial, los chicharrones estaban representados básicamente en compromisos de una vicerrectoría. Que fueron incumplidos claramente y quienes se vieron afectados están reclamando, con justa razón. Desde el punto de vista de la administración general solamente tenemos unas dificultades con el proceso de planeación por no haber iniciado en su momento la construcción del Plan de Desarrollo para la U. Pero no estamos mirando hacia atrás ni buscando culpables, simplemente trabajando a partir de lo que tiene la U. en el presente.

-

Le reconocen su acercamiento con los sindicatos, ¿en qué van los acuerdos?

Con los sindicatos, en especial con los empleados administrativos, la relación es muy buena. Reactivamos las mesas de seguimiento a los acuerdos laborales. Esas mesas una vez reactivadas, los sindicatos se han entendido directamente con la comisión de seguimiento de acuerdos.

-

¿Y con los profesores?

Hay dos asociaciones sindicales profesorales, las cuales han manifestado que ha faltado reactivar las mesas de seguimiento de acuerdos. Me he reunido con sus representantes, sin bien no para hacer seguimiento, sí para mantener buena relación.

 

La disfruta

Docentes y estudiantes dicen que llegar a la Rectoría es administrar pobreza a negociar con poco, ¿a 100 días de mandato se arrepiente de estar en el cargo?

En ningún momento. Lo contrario, manifiesto que esta primera fase de gobierno la he disfrutado. Estas actividades administrativas alguien en algún momento las debe asumir, tomé la decisión y estén seguros de que así será por el resto de la administración.

 


Powered by